Natura Blog

music is life_SantiSerratosa_Blog-01

Music is life III – Música y terapia

4 Jun, 2019

El poder de la música es extraordinario. Tiene la capacidad de hacernos soñar, de sacarnos a bailar cuando estamos tristes, de desestresarnos, de ayudarnos a sacar lo que llevamos dentro y de hacernos viajar en el tiempo. Tiene el poder de unirnos y de conmover a grandes y a pequeños. Nos ayuda a recordar y a imaginar, ya que estimula el cerebro y la creatividad. La música es capaz de curar y de ayudar a la gente a sentirse mejor. La música es la vida de muchas personas.

MUSIC IS LIFE es una serie de entrevistas a personas que dedican su vida a la música, y la experimentan desde diferentes ámbitos y pespectivas: el esfuerzo, la creatividad, el amor, la terapia…

Hoy hemos querido charlar con Santi Serratosa, músico, musicoterapeuta y percusionista corporal.

Santi se graduó en música moderna en el Aula de Música Moderna del Conservatorio del Liceo de Barcelona en 1999. Dos años más tarde continuó sus estudios superiores de batería en el Drummers Collective de Nueva York. Después de una etapa de formación con diferentes profesores de batería, investigación personal y otros estudios musicales, en 2011 obtuvo el título de Máster de Musicoterapia por la UPF en Barcelona.

Paralelamente a su formación como musicoterapeuta, se formó en percusión corporal con diferentes profesores como Anna Llombart y Stéphane Grosjean.

Profesor de batería desde el año 1994, actualmente imparte cursos y talleres de percusión corporal por todo el país, Europa, Brasil y Chile con su propia metodología (Método SSM: señalización-secuenciación-música).

Como batería ha actuado y grabado con muchas bandas desde el año 1990. Tocando estilos tan diversos como jazz, latino, flamenco-fusión, rock, funk, música electrónica, etc. Ha sido músico figurando en muchos programas de televisión y fue el 3º batería del musical Grease. Actualmente forma parte de grupos reconocidos a nivel estatal como Astrio y Gossos, con los que continúa grabando discos y girando por diferentes países.

Como percusionista corporal ha creado y dirige la SSM BigHand (Big band de percusión corporal) y comparte el proyecto Santi&Mariona Duet con Mariona Castells, con la que ha participado en diferentes spots publicitarios y eventos artísticos, sociales y educativos.

Si fueras una canción, ¿cuál serías? ¿Por qué?

Hoy sería: “8 (Circle)” de Bon Iver. Pero mañana podría ser otra. Esta canción en concreto forma parte de uno de los mejores discos que he vivido en estos últimos años. Está cargado de buenas canciones emocionantes y conceptualmente muy interesantes. Pero evidentemente la conexión es básicamente emocional, ya que me acompaña en muchos momentos vitales. Es un álbum muy ecléctico y te toca en muchos y variados estados emocionales.

¿Qué supone la música en tu vida?

Es muy obvio pero a veces difícil de responder. La música ocupa prácticamente todo lo que hago en mi vida. Decir que la música es mi vida a veces me parece una afirmación un poco atrevida, pero realmente vivo desde hace mucho tiempo con la música en mi cuerpo y en mi cabeza cada día.

¿Qué función tiene la música en tu trabajo?

En mi caso trabajo como músico profesional, concretamente con la batería, pero desde hace unos años estoy más implicado en temas de pedagogía musical y musicoterapia a través de la percusión corporal. A través de una metodología propia, el Método SSM, imparto talleres y formaciones de percusión corporal para colegios, escuelas de música, institutos, escuelas de Educación Especial, proyectos sociales y otras organizaciones. Desde el Método SSM, basándonos en los recursos sonoros y musicales, pretendemos facilitar la aparición de diferentes procesos sensoriales, cognitivos, emocionales y vinculantes. El método promueve experiencias creativas que enlazan los intereses de las personas con sus capacidades tanto físicas como intelectuales. Éste se acerca, mediante la percusión corporal, a métodos pedagógicos que dan mucha importancia a la improvisación, creatividad y el lenguaje rítmico expresado con nuestro cuerpo. Es en este escenario de tú a tú con los alumnos la expresión y la creatividad como bases de un abordaje psicosocial de un alto valor educativo.

¿Cómo crees que sería un mundo sin música?

Seguramente muy diferente, porque el lenguaje emocional de la música parece muy difícil de sustituir. Habría que encontrar un catalizador y evocador emocional ya que, en todas las culturas que conozco, esta función prácticamente sólo la hace la música.

¿Cómo te imaginas la música en 20 años?

A nivel funcional creo que será el mismo, pero los canales por donde la escucharemos, las sonoridades, texturas, etc. serán otras. La música es una necesidad básica, nos es útil para vivir, por lo tanto esto no cambiará.

¿Spotify, CD, vinilo, casete, música en directo…? ¿El formato importa?

Actualmente yo soy de Spotify. El directo me encanta, pero no voy a tantos conciertos como cuando era más joven. El formato importa pero no soy muy “purista”: creo que soy más práctico o, al menos, quiero que mi vida sea más práctica, subjetivamente hablando.

 

¡Gracias Santi!

www.santiserratosa.com/es

 

«
»

Dejar un comentario